sábado, 27 de diciembre de 2014

Se llamaba ...


‘Dios ¿Qué clase de persona soy? No tengo nombre para lo que he hecho. Soy la persona más ruin que puede existir. La sangre que tengo en las manos lo demuestra; si, lo demuestran. Soy lo peor‘

***

Lysbeth no medía más de 1.70,  era una chica morena y de complexión delgada incluso para su edad; tenía 10 años. Era una chica escuálida y bastante desaliñada pero a su vez era una chica muy simpática y guapa. Aunque los niños de su edad, que eran muy crueles, llamaban a esta chica 'loca'. Pero no, la chica no era loca, solo era extraña, bastante extraña sí. Aún así, era cariñosa, muy cariñosa

***

- Ey Lys -  sonrió Robb mientras se acerca a ella y le cogió de la mano. La chica necesitaba ayuda ya que era invidente. Invidente no por causas propias; un asunto completamente ajeno a ello, cuando nació, ya lo hizo así - ¿Dónde quieres que vayamos hoy Lys? – volvió a hablar Robb. En el tono de voz del chico se notaba que había felicidad; este chico quería mucho a Lys y se lo demostraba día a día. Él tenía un año más que ella y siempre hacía caso a lo que le decían


‘ Robb, tienes que cuidar a Lys. Es una niña especial ‘

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Diseñado por El Perro de Papel